LA LIBERTAD ES QUE NO TE IMPORTE


La libertad es que no te importe...


...que no te importen los murmullos
correveidiles cuentaepisodios
(más altos más bajos más guapa
más alegre más triste más feos).

... que te den igual las comparaciones
las invectivas los insultos el miedo
 la soledad de los dolientes
el dolor de los solitarios
el frío de los harapientos.



... que no debas amor
ni gratuitos sean tus abrazos
sean de cobro tus entregas

de pago sean tus besos.

... que lo que nazca en otros labios
 para ti sea aire, nunca aliento.


Ser libre es vivir mirando
siempre hacia dentro.

Yo no soy libre porque cada día
me asomo a un mundo lleno.


Texto: Luis García Centoira.
Las ilustraciones corresponden a la obra de Martin Wittfooth, cuya página web se puede visitar pinchando aquí.

5 comentarios:

  1. Pues es cierto que lo importante esta dentro de uno, andamos en una continua búsqueda y está claro que tienes que desprenderte de las opiniones de los demás. Fácil, no, como todo es un trabajo.Me han encantado las ilustraciones.
    Un saludo

    ResponderEliminar
  2. "Yo no soy libre porque cada día
    me asomo a un mundo lleno." Luis me acabo de dar cuenta que yo tampoco soy libre,me encantó,pero si no importarme el "resto" es libertad,gustosa renuncio.Abrazo

    ResponderEliminar
  3. Tal como yo lo veo, la libertad es una situación de la mente en la cual cualquier hecho o conducta se puede decidir analizándola sin emociones. Y creo que nunca, o casi nunca, estamos ahí. Casi cualquier decisión la tomamos sabedores de las consecuencias que para uno o para los demás acarrea. Y muchas veces tiramos para adelante con un nudo en el corazón.
    Rosario: renunciar es otra de esas decisiones que tomamos, y supongo que tampoco es libre. Me encanta verte por aquí.
    María del Mar: bienvenida. No sé si se puede ser libre del todo, pero al menos hay que procurar que sólo nos importen las cosas o las personas que decidamos que han de importarnos. Mil besos.

    ResponderEliminar
  4. según tus letras sería un poco y un poco, como si una de mis manos fuera la encadenada y con otra tuviese al alcance muchas cosas como para hacer pillerías pero no todas. Hay situaciones, personas, afectos que por considerar, por que nos importan, nos sujetan sin ataduras, por elección... Me gustó amigo, saludos.

    ResponderEliminar
  5. ¿Elegir las cadenas, Silvana? Sí, podría decirse así.
    Mil besos.

    ResponderEliminar

Los comentarios en esta página están moderados, no aparecerán inmediatamente en la página al ser enviados. No seas hiriente al comentar, no seas más listo que nadie, no te las des de inventar el huevo porque el huevo ya está inventado. No descalifiques a otros sin ton ni son. No utilices el anonimato para decirles a las personas cosas que no les dirías en caso de tenerlas delante. Intenta mantener un ambiente agradable en el que los demás puedan comentar sin temor a sentirse insultados o descalificados.Este no es un blog ni triste ni gesticulante: comenta para que los demás disfruten porque has decidido disfrutar de la vida. Los comentarios que incumplan esas normas básicas serán eliminados.