domingo, 17 de febrero de 2013

LA BANDA SONORA ORIGINAL DE MI VIDA

Hay personas cuyas vidas pasan sin que la música haya cumplido en ellas otro papel que el de ruido de fondo. No es mi caso.

Si miro hacia atrás soy capaz de encontrar en cada edad, sobre todo a partir de la adolescencia, una canción, un grupo o un cantante que lo llena todo con los sonidos de sus canciones. Y lo más curioso es que si me pongo a listar cuáles han sido los intérpretes que más han influido en mi vida no coinciden, necesariamente, con mis canciones favoritas (por ejemplo, entre estas está una canción en euskera, Aitormena, cuyos creadores, Hertzainak, no listaría  entre mis grupos preferidos, aun cuando esa canción la considere tan redonda como, en el mundo del pop en castellano puedo considerar la Groenlandia de los ochenteros Zombis o la magnífica Last train to London de la Electric Light Orchestra). 

Hay, por contra, cantantes, grupos, que han marcado una época de mi vida, y si miro hacia atrás me sale un viaje dominado por el rock'n'roll en los primeros años que aboca, al final del trayecto, en una serie de grandes baladistas femeninas. Si queréis subir a bordo, os invito a un viaje por la banda sonora de mi vida.

La primera estación a la que llegamos tiene a los Beatles como invitados de honor. A los doce años miraba en el periódico la programación para ese día en la televisión y, aunque parezca increíble -a uno de mis hermanos le parecía inaudito- si en la carta de ajuste ponían a The Beatles, yo ese día veía la carta de ajuste.



La adolescencia transcurrió entre una adoración casi total por Dr. Feelgood, de quienes llegué a tener seis cintas de cassette originales (¿os acordáis de las cintas de cassette?), las estridencias melodramáticas de Sex Pistols, para llegar, por fin, a descubrir a una cantante que, aunque por aquel entonces ya estaba muerta, constituiría mi primera gran musa sonora, la gran, la insuperable, la doliente Janis Joplin. Como véis, unos primeros años de mucho rock, letras desgarradas, y vidas -la de Janis, la de Sid, particularmente- siempre al borde del precipicio, ese por el cual acabaron cayendo.

Mucho rock, sí, pero no sólo rock. pues en el mundo del pop siempre he tenido dos debilidades.

La primera la constituye Miguel Bosé, el primer cantante-bailarín que surgió en España a finales de los años 70 y a quien he seguido, canción a canción, a lo largo de toda su carrera.


La otra de mis debilidades pop de todos los tiempos la constituye Madonna. Me sé buena parte de sus canciones, muchas de ellas las bailé en pubs y discotecas de los años ochenta y noventa, y todavía hoy en mi coche suenan los acordes de sus himnos electrónicos al menos una vez -y que no falte- al mes. Otra cosa es que la canción que más me guste de Madonna, I love New York no sea, precisamente, su canción más conocida.

De entre los grupos españoles siempre sentí debilidad por Radio Futura, de cuya primera actuación en la Segunda Cadena (ahora La 2 y,entonces, la UHF) me considero un espectador privilegiado.

Si sigo hacia delante con este viaje hay dos estaciones más en las que debo parar antes de llegar a nuestros días, la primera es la de Maria Muldaur, a través de quien descubrí el planeta del soul y del jazz cantado: un planeta donde me refugié tantas veces en busca de una melodía sutil y unas voces que te rompían el alma en dos mitades -y las dos buenas. La otra es la de Marisa Monte, que me mostró que en Brasil la música es un órgano corporal, con la misma importancia para la vida que puedan tener el corazón o los pulmones. 



Dos vocalistas femeninas acompañan hoy buena parte de mi tiempo con sus voces inigualables y ambas dos han visitado con anterioridad este blog: se trata de Regina Spektor y de Corinne Bailey Rae, un video de la cual os dejo como despedida.


(Eso sí, quien tuvo retuvo. Si al rock'n'roll me acerqué gracias a Dr. Feelgood, hoy en día no hay semana que pase sin que haya accionado el Play al menos una vez para escuchar a Green Day).

Y, por supuesto, Arantza, la de Miguel Bosé está puesta ahí principalmente para que tú la oigas.


5 comentarios:

  1. HOla Luis:

    Yo como tú tengo una especial debilidad por Miguel Bosé, le he seguido con fervor y enamoramiento de adolescente, y le sigo (ahora con menos, que una va creciendo...jeje) y su trabajo me resulta exigente e impecable. Creo que ese el quiz para permanecer en el tiempo y gustar y llegar a tanta gente. Gracias por el vídeo y el post compartido, ha sido un placer rememorar.

    daniela

    ResponderEliminar
  2. Miguel Bosé es un compositor de himnos para la vida: Linda, Don Diablo, Sevilla,...
    Me alegro de compartir contigo algo de emoción musical. Besos.

    ResponderEliminar
  3. Buen post, me ha hecho reflexionar sobre la música que me ha acompañado hasta ahora en mi vida, y aunque hay varias coincidencias, -posiblemente por compartir generación- he echado en falta algunos grupos y canciones que si te parece me gustaría también compartir.
    En mi juventud sonaba también el rock gamberro de Tequila, las letras más sentidas de Los secretos como Ojos de Gata o Por el boulevard de los sueños rotos (música de Alvaro Urquijo y letra de Sabina) o La chica de ayer de Antonio Vega, para pasar al Eye in the sky de Alan Parsons Proyect, The Logical Song de Supertramp, o Local Hero de los Dire Straits. También me acompañó Rose of Cimarron de Poco, el Hotel California de los Eagles, Daniel de Elton John o The Police con su inolvidable Roxanne. La lista de canciones entrañables que asocio con diferentes periodos de mi vida daría para otro post, pero este es tu blog y no me voy a extender más. Solo para terminar diré que a día de hoy la banda sonora que más me acompaña es Everybody is changing de Keane (y toda su discografía), pero mi gran ídolo, de ayer, de hoy y de siempre es Miguel Bosé, en eso te doy la rázon a ti y a Daniela.

    ResponderEliminar
  4. Vaya, pues parece que Miguel Bosé es la linea que conecta las bandas sonoras de cada uno de nosotros.
    De algún modo deberemos reconocerle que es el cantante español que ha sabido mantenerse en la cima durante más de tres décadas. Y eso igual sólo puede decirse de él.
    Mil besos.

    ResponderEliminar
  5. :-) ... muy buenas.

    Interesante articulo.

    Desde muy crio me acostumbre a escuchar todo tipo de música,... sin encasillarme en una línea única como le pasa a mucha gente joven hoy en día,... salen de marcha y por decir algo,... resulta que solo les gusta el House y Similares,... eso no es problema,... pero luego les pones otra cosa y dicen que "eso no mola".

    ... la cultura musical no se mide por llenar pistas de baile.
    ... tampoco se mide por la cantidad de discos que se compren.
    ... y tampoco por ir a ver muchos conciertos y actuaciones.

    Creo que se mide por la cantidad de gente que se atreve a escuchar diferentes géneros musicales,... de esa forma y conforme pase el tiempo,... su cerebro hará de filtro para enriquecerse musicalmente.

    ... asi que la "Banda Sonora" de mi vida es muy variada,... en cierto modo coincido en bastantes aspectos de los que comenta -Luis Garcia- ... y me voy dando cuenta que sin querer la estoy reflejando en lo que puedo ir poniendo en la web.

    Salu2, tommy ;-) ... el TO+



    ResponderEliminar

Los comentarios en esta página están moderados, no aparecerán inmediatamente en la página al ser enviados. No seas hiriente al comentar, no seas más listo que nadie, no te las des de inventar el huevo porque el huevo ya está inventado. No descalifiques a otros sin ton ni son. No utilices el anonimato para decirles a las personas cosas que no les dirías en caso de tenerlas delante. Intenta mantener un ambiente agradable en el que los demás puedan comentar sin temor a sentirse insultados o descalificados.Este no es un blog ni triste ni gesticulante: comenta para que los demás disfruten porque has decidido disfrutar de la vida. Los comentarios que incumplan esas normas básicas serán eliminados.